Las piedras naturales y minerales han sido uno de los recursos más antiguos de la civilización y al mismo tiempo uno de los más diversos en su aplicación que puede ser tanto decorativa como utilitaria. Las principales rocas obtenidas en las canteras son: mármoles, granitos, calizas y pizarras.

En México también se le llama así al tipo de piedra caliza característica de la mayor parte del país.

El trabajo del cantero exige fuerza y finura, una vista cuidadosa, un pulso firme y ritmo, a sus aptitudes manuales dentro del proceso creativo incorpora otro componente: el de la imaginación, pues así siga modelos ya existentes en su entorno, este artífice suele estilizarlos al concebir y llevar a la piedra su propia versión.

Tecali significa "Casa de Piedra" en lengua náhuatl  y lleva este nombre precisamente por sus canteras de ónix, material pétreo y traslúcido con visos de variados colores y susceptible al pulimento, formado por alabastro calizo y aún sin pulir puede constituir una base para obras artísticas. Tecali se ubica en el estado de Puebla, México.